MB Architecture

MB Architecture

La investigación y el aprendizaje para crear los mejores productos es constante en el sector de las viviendas modulares y prefabricadas. Así, a medida que las circunstancias cambian, surgen nuevas ideas y propuestas para adaptarse a ellas, aunque, como es lógico, no siempre resulta fácil. En cualquier caso, lo cierto es que la transformación de este sector se da a pasos agigantados, de modo que, si bien algunos arquitectos y diseñadores están trabajando rápidamente para mantenerse al día con el alcance cambiante, otros han estado a la vanguardia durante mucho tiempo antes de que se hiciera popular, como es el caso de la firma neoyorquina con sede en Manhattan MB Architecture.

Durante los últimos 10 años, este estudio se ha dedicado a investigar y tratar de avanzar en el ámbito de las viviendas modulares, experimentando y creando prototipos de algunos de sus diseños más populares. Fruto de ello es Amagansett Modular, una casa con 168 m2 compuesta por múltiples contenedores de envío apilados para formar una estructura única, aparentemente en voladizo.

Ubicada en el pueblo del que toma su nombre, cerca de Nueva York, Amagansett Modular es un ejemplo más de los muchos proyectos que se basan en la utilización de contenedores de envío en desuso para construir casas modulares. Una propuesta que viene avalada por algunos factores fundamentales, como es la minimización de los residuos generados, su menor coste y su potencial durabilidad.

Para desarrollar este proyecto, el estudio se ha basado en su modelo de su insta_house creado en 2008. Con las innovaciones y mejoras oportunas, la casa modular Amagansett es un diseño personalizado para una familia de cuatro personas. Si bien insta_house es una estructura prefabricada escalable formada por cuatro contenedores de envío apilados, la casa modular Amagansett permite incorporar dos contenedores de envío adicionales.

“Es un proyecto revolucionario para nosotros y esperamos que proporcione una plantilla para muchos futuros propietarios que deseen evitar el proceso típico de diseño y construcción personalizados”, señalan en su página web.

Un módulo adicional, que equivale a una casa familiar de cuatro dormitorios y tres baños, está conectado al resto de la estructura a través de una pasarela acristalada que conduce a los residentes de la casa desde los espacios habitables principales hasta los dormitorios de los niños de la familia. Mientras que el dormitorio principal de la pareja está ubicado dentro del módulo de tres metros y medio de la casa, los dormitorios de los niños permanecen a nivel del suelo.

Si bien el módulo cúbico parece estar en voladizo, la parte superior se retrae con tensión para garantizar un soporte firme. Sin embargo, lo cierto es que el diseño estructural de la ventana emergente en el segundo piso es único. No hay vigas debajo de él, lo que genera la sensación de que está flotando.

Otra característica que le dota de un valor especial, es la existencia en toda la vivienda de unas  ventanas del piso al techo que ocupan los lados enteros de los contenedores de envío. Las ventanas expansivas ayudan a acercar a los residentes de la casa a la naturaleza circundante y, al mismo tiempo, dotar a la vivienda de una mayor sensación de espacio.

Destacan los techos altos que dan amplitud al espacio

Salón-comedor / MB Architecture

Rodeada de vegetación

Jardín / MB Architecture

Tiene grandes ventanales para disfrutar del entorno

Luz natural / MB Architecture

Está hecha con varios contenedores

Exterior / MB Architecture

Para conectar las diferentes plantas

Escaleras / MB Architecture

Un espacio para el relax y la lectura

Decoración minimalista / MB Architecture

La casa tiene 168 m2

Planta superior / MB Architecture

Tiene capacidad para cuatro personas

Módulo / MB Architecture

Es un proyecto de un estudio de arquitectura de Nueva York

Estrucuta / MB Architecture