ahorrar luz

Gtres

La nueva factura de la luz ha llevado a muchas personas a replantearse el gasto de energía en sus hogares, siendo muchos los que buscan la forma de poder ahorrar ante este nuevo cambio. Hay que tener en cuenta que, aunque el término fijo resulta un tanto complicado de abaratar, existen una serie de trucos y consejos que se pueden emplear para ahorrar en la factura de la luz, algo fundamental, sobre todo, para quienes teletrabajan.

Métodos para ahorrar energía

La mayor parte de los métodos que puedes emplear parra ahorrar en la factura de la luz si teletrabajas son muy sencillos de realizar, si bien en muchas ocasiones no se les presta la atención oportuna. Con tan solo tener en cuenta una serie de recomendaciones podrás ver como consigues ahorrar en la electricidad de tu hogar.

Optimiza la potencia contratada en el suministro

El primero paso que necesitas llevar a cabo si quieres ahorrar en la factura de la luz es optimizar la potencia contratada. Esta es la que determina la cantidad de electrodomésticos que es posible conectar de forma simultánea sin que se produzca un corte de luz.

En algunos casos se tienen contratadas potencias que son superiores a lo que realmente se necesita, lo que implica pagar dinero de más cada mes. Por ello es conveniente asegurarse de tener una tarifa ajustada a las necesidades del hogar.

Ajústate a los tramos horarios

Gracias al teletrabajo, muchos profesionales tienen la posibilidad de adaptar sus horarios y gozar de una mayor flexibilidad en su jornada laboral. Esto hace que haya que conocer los tres tramos tarifarios para el consumo:

  • Hora punta: En esta es preferible evitar el uso de equipos electrónicos, ya que el precio es más elevado. Se desarrolla entre las 10:00 h a las 14:00 h; y de 18:00 h a 22:00 h de lunes a viernes no festivos.
  • Llano: En este periodo se disfruta de un precio que es un 69% inferior a la hora punta. Este periodo tiene lugar entre las 08:00 h y las 10:00 h; de 14:00 h a 18:00 h; y de 22:00 a 00:00 horas.
  • Valle: Este es el mejor periodo para ahorrar, ya que su costo es de un 95% inferior a la hora punta. Este periodo va de 00:00 h a 08:00 h los días laborales y las 24 horas del día los sábados, domingos y festivos de ámbito nacional.

De esta manera puedes ajustar tus horarios de trabajo a estos horarios para ahorrar en la factura de la luz.

Evita encender varios electrodomésticos al mismo tiempo

Otra de las grandes recomendaciones a tener en cuenta es el tratar de evitar poner varios electrodomésticos al mismo tiempo. Un consumidor que tenga un gran equipamiento eléctrico y ajuste la potencia contratada podría llegar a ahorrar hasta 300 euros al año.

Aprovecha la luz del sol

España es uno de los países más brillantes y soleados de Europa, por lo que un consejo siempre a tener en cuenta es el de aprovechar lo máximo posible los rayos del sol para iluminar el hogar.

En lugar de encender las bombillas, deja que sea la luz solar la que entre en tu casa e ilumine tus espacios. Trata de evitar encender las bombillas hasta que el sol se haya ocultado o bien cuando ya no puedas ver con claridad.  De esta forma conseguirás ahorrar una importante cantidad de dinero al año.

Bombillas de bajo consumo

Cuando llega la noche o cuando teletrabajes a horas muy tempranas será necesario utilizar bombillas. En este sentido es importante utilizar bombillas de bajo consumo, LED o inteligentes, permitiendo las primeras reducir el consumo entre un 50 – 80% con respecto a las convencionales.

Estas suponen un gran ahorro energético en luz, y aunque cada vez son más quienes optan por LEDs u otras bombillas, se siguen utilizando en muchos hogares. No obstante, su vida útil es inferior al de otras bombillas eficientes.

Apaga el ‘stand by’ y desenchufa equipos

Si estás teletrabajando, un truco que tienes que tener muy presentes es el de apagar los equipos y dispositivos que no utilices. En lugar de dejarlos en stand by como se acostumbra a hacer, lo más aconsejable para ahorrar es apagar el equipo por completo y desenchufarlos cuando no los vayas a utilizar.

Si vas sumando el importe que supone al año dejar tus electrodomésticos en stand by, podrías llegar a ahorrar mucho dinero. Por ejemplo, equipos como el router o la impresora tienen un “consumo fantasma” de unos 12 euros al año; y un ordenador de unos 8 euros anuales.

No abuses de los equipos de climatización

Tanto en el invierno, para combatir el frío, como en verano para hacer lo propio con el calor, es habitual recurrir a diferentes equipos de climatización. Ahora que se aproximan los meses más calurosos del año, puede existir la tentación de poner en funcionamiento con rapidez los ventiladores o el aire acondicionado.

Es importante que se mantenga una temperatura agradable en el interior del hogar para poder trabajar con comodidad, pero recurriendo a pequeños trucos que permitan mantener la misma sin recurrir a estos equipos que consumen grandes cantidades de energía. En verano, puedes recurrir al uso de toldos y persianas para impedir que los rayos solares penetren en el interior del hogar.

Programa los electrodomésticos

Más allá del teletrabajo, tendrás que hacer uso de otros muchos electrodomésticos en tu día a día. Siempre que sea posible debes programarlos para que empiecen justo a las 00:00 horas por semana o los fines de semana y festivos, de forma que empiecen a funcionar en el momento más barato sin estar pendiente de ellos. Esto es especialmente útil para las lavadoras y los lavavajillas.

Siguiendo estos sencillos consejos podrás ahorrar una cantidad importante de dinero cada año en electricidad, algo muy importante para cualquier persona; y en especial en el caso de que seas una persona que está recurriendo al teletrabajo, lo que implica que haya que lidiar en mayor medida con las nuevas tarifas de la luz.