Student Experience ha presentado su nuevo proyecto en Pozuelo de Alarcón (Madrid). Se trata de una residencia de estudiantes situada en Avenida de Rodajos nº 3 y tendrá capacidad para acoger a 600 personas. Las instalaciones contarán con zonas comunes como restaurante, pista de pádel, zona de estudio y una piscina situada en el centro del complejo. Cada una de las habitaciones posee balcón y baño propio, además de una pequeña zona para almacenar y calentar comida.  Se trata de una estructura de obra nueva, aunque cuenta con partes prefabricadas, y la fecha de fin de construcción se espera que sea en enero de 2023. 

El complejo está situado en una zona estratégica, cerca de varias facultades universitarias y una buena comunicación con el centro mediante transporte público. La estructura incluye instalaciones de reciclaje de agua, paneles fotovoltaicos, puntos de recarga para vehículos eléctricos y otros recursos que reflejan su compromiso con la sostenibilidad. 

El estudio de arquitectura AGAS ha sido el encargado de diseñar el proyecto, mientras que la construcción y la gestión inmobiliaria del mismo están en manos del grupo Avintia.  

Tanto Antonio Martínez (CEO de Avintia) como Javier Gracía Alba (presidente de AGAS) han recalcado la dedicación y visión común que han tenido todas las partes implicadas en un proyecto que comenzó a plantearse hace ya veinticuatro meses, pero cuya construcción, que avanza a bastante velocidad, se inició en mayo de este año. 

Student Experience es un gestor y promotor inmobiliario de residencias universitarias de alto standing desarrollado en Países Bajos y la empresa detrás de su inversión es Rinkleberg Capital. El proyecto de Pozuelo supone el inicio en su expansión a nivel internacional tras más de 10 años de experiencia en el mercado neerlandés. 

Según nos explica Johan Verweij, fundador y director general de la empresa, la idea de expandirse a otros países comenzó hace ya 4 años. A pesar de que en un principio podían apuntar más hacia Alemania debido a la proximidad, las estadísticas del número de estudiantes que buscan alojamiento en España, y en especial en Madrid, mostraban esta localización como una opción favorable. El experto inmobiliario apunta además que ha podido comprobar la falta de viviendas de calidad y las condiciones y distribución cuestionables con las que cuentan muchos de los pisos de estudiantes en Madrid. Con esta nueva residencia, explica que quieren conservar la privacidad y la comodidad de cada uno manteniendo las habitaciones individuales con baño propio y potenciar, sin embargo, el aspecto social y de comunidad con las áreas recreativas como la zona de pádel y la piscina.  

En cuanto a los planes de expansión en España por parte de Student Experience, Verweij afirma que ya cuentan con otros 5 complejos en proceso de desarrollo en otras partes del país, entre las que se encuentran ciudades como Granada (en el Parque Tecnológico de La Salud) o Valladolid. Un proyecto que una vez terminado podría llegar a albergar entorno a unas 5 mil plazas para estudiantes.