Habitissimo/Unplash

Habitissimo/Unplash

El año es muy largo, y un día tras otro vamos acumulando toda clase de objetos y de enseres que reducen el espacio de almacenamiento de nuestras casas. Y a ellos hay que añadir esos otros que tenemos desde hace mucho más tiempo olvidados en armarios y trasteros o que, simplemente, no usamos ya.

Una buena forma de dar la bienvenida a un nuevo año es hacerlo con una casa más ordenada, más despejada y sin esos trastos que solo sirven para llenar los muebles. ¿De qué hablamos?

 

Electrodomésticos

<img alt="Electrodomésticos" class="background-white" src="https://st3.idealista.com/news/archivos/2020-12/01-kitchen-1224845_1280.jpg?sv=Fprbhd34" data-has-syndication-rights="1" data-caption="Habitissimo/Unplash" data-description="

Batidora, licuadora, picadora, robot de cocina, máquina de envasar al vacío, yogurtera… La lista de pequeños electrodomésticos puede ser infinita. Piensa si usas todos los que tienes y deshazte de aquellos que hace años que no utilizas. Ganarás un espacio precioso en la cocina, que nunca viene mal.

» data-title=»Electrodomésticos» data-portal-copyright=»Habitissimo/Unplash» data-fid=»1992895″ width=»1280″ height=»853″/>

Habitissimo/Unplash

Batidora, licuadora, picadora, robot de cocina, máquina de envasar al vacío, yogurtera… La lista de pequeños electrodomésticos puede ser infinita. Piensa si usas todos los que tienes y deshazte de aquellos que hace años que no utilizas. Ganarás un espacio precioso en la cocina, que nunca viene mal.

Vajillas viejas o incompletas

<img alt="Vajillas viejas o incompletas" class="background-white" src="https://st3.idealista.com/news/archivos/2020-12/02-bookcase-3532949_1280.jpg?sv=MEcQEUyd" data-has-syndication-rights="1" data-caption="Habitissimo/Unplash" data-description="

Quién no tiene un juego de café al que le faltan algunas tazas o una vajilla de regalo que ni siquiera se ha estrenado. Conservarlos es un error porque ocupan un sitio que podrías dedicar a guardar otras cosas y así tener más ordenada tu casa.

Si esa vajilla (al igual que los electrodomésticos) está en buen estado y te da pena tirarla, siempre la puedes ofrecer entre los conocidos, donarla a algún mercadillo benéfico o incluso venderla para obtener un pequeño beneficio.

» data-title=»Vajillas viejas o incompletas» data-portal-copyright=»Habitissimo/Unplash» data-fid=»1992896″ width=»1280″ height=»854″/>

Habitissimo/Unplash

Quién no tiene un juego de café al que le faltan algunas tazas o una vajilla de regalo que ni siquiera se ha estrenado. Conservarlos es un error porque ocupan un sitio que podrías dedicar a guardar otras cosas y así tener más ordenada tu casa.

Si esa vajilla (al igual que los electrodomésticos) está en buen estado y te da pena tirarla, siempre la puedes ofrecer entre los conocidos, donarla a algún mercadillo benéfico o incluso venderla para obtener un pequeño beneficio.

3. Accesorios, regalos, recuerdos y papeles

<img alt="3. Accesorios, regalos, recuerdos y papeles" class="background-white" src="https://st3.idealista.com/news/archivos/2020-12/03-bookshelf-413705_1280.jpg?sv=oHLrHdWr" data-has-syndication-rights="1" data-caption="Habitissimo/Unplash" data-description="

Haz un pequeño repaso mental al contenido de los cajones de los muebles de la casa. Seguro parte de ellos está ocupado por un buen número de cachivaches de los que quizá ya ni te acuerdas, de viejos tickets de compras, de regalos que te hicieron en un evento familiar o incluso de manuales de instrucciones de aparatos que ya ni siquiera tienes. Ha llegado la hora de desprenderte de ellos, sin duda.

Y lo mismo ocurre con los juguetes de los niños. Si se han hecho mayores, conserva solo alguno que sea especial y regala todos los demás que estén en buen estado. Seguro que habrá niños a los que ese pequeño gesto hará muy felices.

» data-title=»3. Accesorios, regalos, recuerdos y papeles» data-portal-copyright=»Habitissimo/Unplash» data-fid=»1992897″ width=»1280″ height=»847″/>

Habitissimo/Unplash

Haz un pequeño repaso mental al contenido de los cajones de los muebles de la casa. Seguro parte de ellos está ocupado por un buen número de cachivaches de los que quizá ya ni te acuerdas, de viejos tickets de compras, de regalos que te hicieron en un evento familiar o incluso de manuales de instrucciones de aparatos que ya ni siquiera tienes. Ha llegado la hora de desprenderte de ellos, sin duda.

Y lo mismo ocurre con los juguetes de los niños. Si se han hecho mayores, conserva solo alguno que sea especial y regala todos los demás que estén en buen estado. Seguro que habrá niños a los que ese pequeño gesto hará muy felices.

Ropa que ya no se usa

<img alt="Ropa que ya no se usa" class="background-white" src="https://st3.idealista.com/news/archivos/2020-12/04-zoe-van-poetsprins-nl-x5-tedhlqro-unsplash.jpg?sv=m1QmgUpQ" data-has-syndication-rights="1" data-caption="Habitissimo/Unplash" data-description="

Si eres de los que se quejan de que no tienen sitio en los armarios para guardar sus cosas, ábrelos y observa su interior con ojo crítico. ¿Tienes vestidos de fiesta de hace diez años? ¿Has guardado pantalones que se quedaron pequeños por si recuperabas la figura y no lo has hecho? Si hace tiempo que no te pones esa ropa, lo más seguro es que ya no lo hagas. Dónala y harás hueco en tus armarios para esa ropa nueva que no te resistirás a comprar en un futuro cercano.

» data-title=»Ropa que ya no se usa» data-portal-copyright=»Habitissimo/Unplash» data-fid=»1992898″ width=»1920″ height=»1280″/>

Habitissimo/Unplash

Si eres de los que se quejan de que no tienen sitio en los armarios para guardar sus cosas, ábrelos y observa su interior con ojo crítico. ¿Tienes vestidos de fiesta de hace diez años? ¿Has guardado pantalones que se quedaron pequeños por si recuperabas la figura y no lo has hecho? Si hace tiempo que no te pones esa ropa, lo más seguro es que ya no lo hagas. Dónala y harás hueco en tus armarios para esa ropa nueva que no te resistirás a comprar en un futuro cercano.

Muebles antiguos

<img alt="Muebles antiguos" class="background-white" src="https://st3.idealista.com/news/archivos/2020-12/05-home-1746518_1280_0.jpg?sv=cNydENK4" data-has-syndication-rights="1" data-caption="Habitissimo/Unplash" data-description="

Hace meses compraste una nueva mesa auxiliar y pensaste que la antigua te vendría bien para la buhardilla o el despacho. Luego te has dado cuenta de que realmente sirve de poco, pero te da pereza tirarla. Hazlo, y lo mismo con cualquier otro mueble, lámpara o accesorio de decoración que ya no te sirva o no te guste, pero que hasta ahora te daba pena tirar. Sobre todo si tu casa es pequeña, ganar algo de espacio te vendrá muy bien.

» data-title=»Muebles antiguos» data-portal-copyright=»Habitissimo/Unplash» data-fid=»1992899″ width=»1280″ height=»720″/>

Habitissimo/Unplash

Hace meses compraste una nueva mesa auxiliar y pensaste que la antigua te vendría bien para la buhardilla o el despacho. Luego te has dado cuenta de que realmente sirve de poco, pero te da pereza tirarla. Hazlo, y lo mismo con cualquier otro mueble, lámpara o accesorio de decoración que ya no te sirva o no te guste, pero que hasta ahora te daba pena tirar. Sobre todo si tu casa es pequeña, ganar algo de espacio te vendrá muy bien.

Ropa de hogar vieja

<img alt="Ropa de hogar vieja" class="background-white" src="https://st3.idealista.com/news/archivos/2020-12/06-towels-923505_1280.jpg?sv=Sm06GXNb" data-has-syndication-rights="1" data-caption="Habitissimo/Unplash" data-description="

Toallas y sábanas sufren mucho por los continuos lavados. Por eso, puedes aprovechar la limpieza de fin de año para renovarlas. En el caso de las toallas, piensa que también tienen un papel decorativo importante, por lo que cambiarlas también te ayudará a mejorar la imagen de tu cuarto de baño.

Productos caducados o que no usas

Despensas y muebles de baño están llenos de productos, y es fácil que algunos ya no estén en las mejores condiciones. Si es así, ¿por qué guardarlos? Haz un pequeño repaso y tira ese maquillaje que ya no usas, medicinas que han caducado o están a punto de hacerlo o productos de limpieza que compraste para un uso muy puntual y ya no necesitas.

Son algunas de las cosas que puedes -y debes- tirar antes de que acabe el año. Piensa que no las necesitas y que, a cambio, tendrás un hogar mucho más despejado y, lo más importante, con ese espacio que tanta falta te hace para guardar objetos y enseres que sí son importantes.

» data-title=»Ropa de hogar vieja» data-portal-copyright=»Habitissimo/Unplash» data-fid=»1992900″ width=»1280″ height=»844″/>

Habitissimo/Unplash

Toallas y sábanas sufren mucho por los continuos lavados. Por eso, puedes aprovechar la limpieza de fin de año para renovarlas. En el caso de las toallas, piensa que también tienen un papel decorativo importante, por lo que cambiarlas también te ayudará a mejorar la imagen de tu cuarto de baño.

Productos caducados o que no usas

Despensas y muebles de baño están llenos de productos, y es fácil que algunos ya no estén en las mejores condiciones. Si es así, ¿por qué guardarlos? Haz un pequeño repaso y tira ese maquillaje que ya no usas, medicinas que han caducado o están a punto de hacerlo o productos de limpieza que compraste para un uso muy puntual y ya no necesitas.

Son algunas de las cosas que puedes -y debes- tirar antes de que acabe el año. Piensa que no las necesitas y que, a cambio, tendrás un hogar mucho más despejado y, lo más importante, con ese espacio que tanta falta te hace para guardar objetos y enseres que sí son importantes.