La fusión que están ultimando para antes del verano Merlin y Acciona de sus filiales de vivienda en alquiler dará lugar a la primera compañía de pisos en renta del país, en una operación estimada en unos 350 millones de euros. Con esta fusión, Acciona dará una salida estratégica a su negocio patrimonial, que contempla el traspaso de 1.382 viviendas en alquiler a Testa Residencial.

A cambio de traspasar tal volumen de inmuebles, Acciona se convertirá en socio de referencia de la compañía resultante con una participación “algo inferior al 30%” de la empresa resultante, según el presidente de Acciona, José Manuel Entrecanales.

La cartera de pisos está valorada en unos 350 millones de euros y la mayoría (el 73%) está ubicado en Madrid. Por su parte, Merlin Properties logrará que crezca más Testa Residencial, filial que constituyó el pasado año junto a las entidades bancarias Santander, BBVA y Banco Popular con las viviendas que heredó de la fusión con Metrovacesa.

La compañía resultante, que sumaría en total 9.400 viviendas en alquiler, podría terminar saliendo a medio y largo plazo a bolsa.