El grupo asegurador Mapfre no quiere dejar escapar el buen momento que vive el sector inmobiliario europeo y ha decidido crear un fondo de inversión especializado.

Tal y como ha confirmado la compañía, ha cerrado un acuerdo con la gestora inmobiliaria GLL para poner en marcha un vehículo de inversión que nace con un horizonte temporal de entre dos y tres años y prevé invertir hasta 300 millones de euros en el sector de las oficinas.

Los activos susceptibles a captar la atención del fondo son las oficinas ‘prime’ situadas en las grandes capitales europeas. Los principales mercados de actividad del fondo serán las principales ciudades de Alemania y Francia, aunque los impulsores del proyecto también analizarán oportunidades en otras urbes como Ámsterdam, Bruselas, Milán o Luxemburgo. 

Con este vehículo, que está abierto a la incorporación de otros inversores institucionales del mundo asegurador, Mapfre y GLL esperan conseguir unos retornos de entre el 4% y el 6% anual.

Mapfre es una vieja conocida del sector inmobiliario. De hecho, el grupo asegurador cuenta con una cartera de inmuebles singulares en España, como el de Plaza de la Independencia de Madrid, la Torre Mapfre en Barcelona, y otros inmuebles emblemáticos en diferentes países, como la Torre Mapfre del Paseo de la Reforma de México DF, o el One Winthrop Square de Boston.