Fachada de las viviendas / Ayuntamiento de Madrid

Fachada de las viviendas / Ayuntamiento de Madrid

El alcalde José Luis Martínez-Almeida ha visitado la primera promoción de vivienda protegida realizada por una Administración Pública en toda la Comunidad de Madrid que tiene el sello energético ‘Passivhaus’, un certificado que acredita que el consumo de energía del edificio es casi nulo, proporcionando mayor calidad de vida a los vecinos y un importante ahorro de costes en su factura energética. El activo cuenta con 25 pisos ya finalizados y se encuentra ubicado en el distrito de Carabanchel.

El regiro ha estado acompañado por el concejal del Área Delegada de Vivienda, Álvaro González, y por Diego Lozano, el consejero delegado de la Empresa Municipal de la Vivienda y Suelo (EMVS), la encargada del proyecto junto al estudio de arquitectura Ruiz-Larrea & Asociados. La idea de Carabanchel 34 surge en el año 2007, cuando la EMVS ganó un concurso europeo. En marzo de 2020 recibió el sello ‘Passivhaus’. La inversión ha sido de 2,6 millones de euros

Carabanchel 34 pondrá en el distrito 25 nuevos pisos en alquiler de uno, dos y tres dormitorios. La promoción está ya finalizada y formará parte de la convocatoria pública que la EMVS tiene previsto lanzar antes de que acabe 2020, ofreciendo casi 400 viviendas en varios distritos de la capital.

Las 25 viviendas de esta promoción han sido construidas con un moderno sistema de habitabilidad bioclimática, logrando un ahorro energético que oscila entre el 70% y el 90% respecto a una vivienda convencional. Tanto la técnica como los materiales empleados encapsulan cada vivienda de modo que no se produzcan pérdidas de frío ni de calor. Además, cuentan con bombas de calor de alta eficiencia en la producción de agua caliente sanitaria y calefacción, que alcanzan rendimientos del 400%.

Los muros son más gruesos y las ventanas suelen tener triple acristalamiento. Las viviendas están orientadas hacia el sur de modo que aprovechan la luz del sol. Las ventajas son numerosas: ahorro en la factura energética, menor contaminación y mayor calidad de vida. El edificio cuenta además con 25 plazas de garaje en un aparcamiento subterráneo con un moderno sistema robotizado que aprovecha el espacio al máximo.

Más promociones en marcha

La EMVS está trabajando activamente para culminar esta legislatura 38 promociones que pondrán en el mercado 3.200 nuevas viviendas en alquiler. El objetivo de la empresa pública es finalizar este mismo año 930 de estas viviendas, que serán adjudicados en ofertas públicas tanto este mismo año como en el primer trimestre de 2021.

Las 38 promociones de EMVS cumplen el objetivo de ‘energía positiva’, una normativa fijada en la Directiva Europea 2010/31/UE. El Ayuntamiento de Madrid se adelantó a la hora de aplicar los plazos que marcaba esta normativa, ya que desde el año 2016 todos sus proyectos de edificación se ajustan a los criterios europeos que establecen que la demanda energética media no exceda de 20kWh (m2/año) es decir, los kilovatios hora por metro cuadrado útil año que una vivienda gasta en calefacción, en agua caliente y en aire acondicionado. En el caso de Carabanchel 34 este índice es muy inferior a los 20kWh