El mercado hipotecario cada vez deja más atrás la crisis. Y es que sigue creciendo la concesión de préstamos para la compra de vivienda, el importe medio y el tipo de interés medio que pagan los hipotcados. 

Según los datos del INE, en julio se firmaron 29.287 hipotecas, lo que arroja un incremento interanual del 14,6%. En el acumulado del ejercicio (enero-julio), el repunte ronda el 10,2%. 

Sin embargo, los datos más destacados son el nuevo mínimo histórico que ha marcado el tipo de interés medio de las hipotecas y que el importe medio de las mismas continúa en máximos de 2008, como consecuencia de la subida de precios de la vivienda.

En concreto, el tipo de interés medio ha logrado bajar por primera vez del 2,6%, hasta situarse en el 2,59%. Un año antes se situaba en el 2,76%. Hasta abril de 2014, el tipo medio no logró bajar del 4%. Ahora bien, estos mínimos coinciden con el cambio de tendencia del euríbor, que por primera vez en cuatro años volverá a encarecer las hipotecas a tipo variable. 

En el caso del importe medio de los préstamos, los útimos datos sostienen que, de media, los bancos conceden 125.120 euros para la compra de vivienda, un 2,1% más que en julio del año pasado. Al igual que en junio, el volumen se encuentra en máximos desde diciembre de 2008, como consecuencia del encarecimiento de la vivienda. El plazo medio se sitúa actualmente en 24 años. 

Por otro lado, las hipotecas fijas se mantienen estables respecto a los meses anteriores y suponen en torno al 38% de las operaciones. 

Resultados por CCAA

Las comunidades con mayor número de hipotecas constituidas sobre viviendas en julio son Madrid (5.713), Andalucía (5.382) y Cataluña (5.120), y también son en las que se presta más capital. En cambio, las comunidades que presentan las mayores tasas de variación anual son Extremadura (38,9%), Comunidad Valenciana y La Rioja (ambas con un 28,1%).

Respecto a junio, las regiones con mayores tasas de variación mensuales en el número de hipotecas sobre viviendas son La Rioja (57,2%), Asturias (11,9%) e Islas Baleares (11,5%). Por su parte, Extremadura (–25,8%), Aragón (–23,7%) y Navarra (–18,1%) presentan las tasas de variación mensuales más negativas.