La hipoteca inteligente de Evo Banco logra mantenerse en las primeras posiciones de los mejores préstamos para la compra de vivienda del momento. Según los datos de idealista/hipotecas, esta alternativa variable es una de las más competitivas que hay actualmente disponibles gracias a las curiosas ventajas que ofrece y a las escasas contrapartidas que debe aceptar el cliente para beneficiarse de ellas. Y por eso se convierte en la hipoteca de la semana.

Uno de sus principales puntos fuertes es que libra al consumidor de pagar comisiones de estudio, de apertura del préstamo o de amortización del mismo, ya sea una cancelación parcial o total. Además, se puede contratar de forma online y permite financiar hasta el 90% del precio de compra de la primera vivienda, siempre que el cliente cumpla los requisitos que fija el departamento de riesgos. De forma generalizada, no obstante, el importe máximo es de hasta el 80% del precio del inmueble.

Otra ventaja es que ofrece dos seguros gratis para el titular (en el caso de que haya más de uno, será para el que aporte mayores ingresos): el seguro de vida durante un año y el seguro de protección de pagos durante dos años.

Pero si hay una característica que diferencia a esta hipoteca de la competencia es que el diferencial va bajando con el paso de los años, siempre y cuando se cumplan al menos una de estas dos condiciones: que el cliente lleve al día todos los pagos o que el euríbor suba (y no existan pagos pendientes).

Si sucede uno de estos supuestos, el tipo de interés a pagar durante los primeros 12 meses es euríbor + 0,99% TIN. Entre el segundo año y el quinto, en cambio, baja a euríbor + 0,89% TIN, mientras que entre el quinto y el décimo año cae hasta euríbor + 0,79% TIN. A partir de entonces y hasta que venza el préstamo, el tipo de interés aplicado es de euríbor + 0,69% TIN (0,83% TAE).

Esta bajada progresiva del tipo de interés se consigue si el cliente opta por las bonificaciones y decide domiciliar la nómina y contratar el seguro del hogar con la entidad.

En caso contrario, el tipo de interés a eleva hasta euríbor + 1,19% TIN durante el primer año. A partir de esos 12 primeros meses, el tipo a aplicar sería euríbor + 1,09% TIN (1,12% TAE).