Barrio de Alfama, en Lisboa / Unsplash

Barrio de Alfama, en Lisboa / Unsplash

En Portugal, los tribunales superiores han dictaminado que el impuesto sobre las ganancias obtenidas por un contribuyente no residente en Portugal por la venta de un inmueble situado en este país sólo debe gravar el 50% de la plusvalía, frente al 100% que hasta ahora era considerada por la Autoridad Fiscal y Aduanera portuguesa. El despacho de abogados Belzuz Abogados S.L.P. señala que es posible impugnar estas liquidaciones.

Muchos contribuyentes no residentes a efectos fiscales en Portugal han pagado impuestos en sus declaraciones de la renta por la totalidad de la ganancia obtenida por la venta de bienes inmuebles situados en el territorio portugués, mientras que un contribuyente residente sólo tributaría por la mitad del valor.

Las liquidaciones del IRS emitidas a los no residentes que consideraron la totalidad de la plusvalía inmobiliaria a efectos fiscales pueden ser impugnadas, y el contribuyente dispone de medios para reaccionar, ya sea en los tribunales o mediante arbitraje.

La Agencia Tributaria ha perdido en primera instancia los procedimientos judiciales y arbitrales en los que se discutía esa misma cuestión de derecho, habiendo recurrido a tribunales superiores.

En 2020, tras varias sentencias en sentido semejante, el Supremo Tribunal Administrativo unificó la jurisprudencia, en el sentido de que el artículo 43 apartado 2 del Código del IRS que establece que sólo se grava el 50% de la plusvalía, al ser aplicable sólo a los residentes, es incompatible con la normativa de la Unión Europea, restringiendo la circulación de capitales y, por lo tanto, las liquidaciones que no apliquen esta norma a los no residentes deben ser anuladas por ilegales.

Por lo tanto, los contribuyentes no residentes en Portugal, que hayan vendido bienes inmuebles (apartamentos, terrenos, pisos, viviendas y garajes entre otros) en este país, tienen un plazo hasta el 30 de junio de 2021 para presentar una declaración de renta en Portugal correspondiente al ejercicio de 2020. En caso de que la venta del inmueble haya dado lugar a una plusvalía, el cálculo del impuesto a liquidar por parte de la Hacienda portuguesa considerará la totalidad de esa plusvalía a efectos fiscales pero es posible impugnar esta decisión ante los tribunales judiciales o el tribunal arbitral con altas posibilidades de éxito.

Belzuz Abogados S.L.P. tiene una amplia experiencia en el análisis de los procesos y su valoración, ayudando al contribuyente a decidir la conveniencia de la reclamación por medios judiciales o arbitrales, solicitando la devolución de la diferencia que le correspondería si la Autoridad Fiscal y Aduanera portuguesa hubiera considerado únicamente la mitad de esa cantidad.