!function(){«use strict»;window.addEventListener(«message»,(function(e){if(void 0!==e.data[«datawrapper-height»]){var t=document.querySelectorAll(«iframe»);for(var a in e.data[«datawrapper-height»])for(var r=0;r<t.length;r++){if(t[r].contentWindow===e.source)t[r].style.height=e.data["datawrapper-height"][a]+"px"}}}))}();

La concesión de visados de obra nueva para levantar viviendas alcanza hasta el octavo mes del año las 67.304 unidades, lo que supone un 24,7% más frente al mismo periodo de 2020, con el periodo de confinamiento por la pandemia y paralización de la actividad de por medio. El dato de 6.253 viviendas de agosto es el más bajo de lo que va de año, según los datos publicados por el Mitma, pero parecen más asociados a la estacionalidad del periodo vacacional que a una llamada de atención sobre los problemas de abastecimiento de materias primas. Habrá que esperar a la evolución del último tramo de año, pero se puede confirmar que es el mejor dato para un mes de agosto de 2008, cuando aquel año se visaron más de 10.000 viviendas.

Las previsiones de los analistas son que se puedan rozar la cifra de las 100.000 viviendas visadas en 2021, volviendo a los datos vistos en 2019 (106.266) y 2018 (100.733), y el sector de la construcción residencial volvía a las seis cifras después de ocho años con los datos más bajos en plena crisis.