Cinco Días

Cinco Días

El año bursátil podría cerrarse con la cifra más baja de rentabilidad por dividendo entregado por las empresas cotizadas en la bolsa española desde 2004, con cerca de 15.000 millones de euros. Lejos de los más de 31.000 millones que las compañías del parqué pagaron a sus accionistas el pasado 2019.

Todo esto debido a la crisis de la pandemia del coronavirus. Para los expertos la clave de no repartir tanto dividendo este año tan complicado se debe a que muchas decidieron suspender los pagos y preservar la liquidez en la actual crisis de consumo y fortalecer los balances de las empresas.