Fuente: El País

Fuente: El País

Las familias españolas cada vez guardan menos dinero para el futuro. Según los datos oficiales, la tasa de ahorro de los hogares se situó en 2017 en el 6,1%, muy cerca de los mínimos históricos que vimos justo antes de que estallara la crisis. En los momentos más críticos de la recesión, el ahorro llegó a superar el 10% de la renta disponible, mientras que con la calma económica el porcentaje se ha reducido prácticamente a la mitad.