600 directores ejecutivos de todo el mundo respondieron a la encuesta de The Conference Board para analizar la rapidez con la que la situación económica se recuperará en las principales economías mundiales. El resultado ha sido moderadamente optimista. Un 42% de los encuestados cree que la recuperación económica seguirá una trayectoria en forma de U, es decir una lenta recuperación a partir del tercer trimestre de 2020.

Más de la mitad de los directores ejecutivos europeos (55%) proyecta una recuperación en forma de U, un porcentaje significativamente más alta que la media mundial. Lo más duro de la pandemia se estaba desplazando de Europa hacia América y la India, aunque ya parece que la segunda ola de la pandemia del coronavirus comienza a azotar al Viejo Continente.

La recuperación económica se presenta en cuatro formas distintas: L, U, W y V.

Forma de L

Este escenario presenta una fuerte caída de la economía, seguida de un lento período de recuperación. A menudo está marcado por un desempleo persistente, que tarda varios años en recuperarse hasta los niveles anteriores.

Forma de U

En este escenario la economía se estanca durante algunos trimestres y hasta dos años, antes de experimentar un aumento relativamente saludable de regreso a su máximo anterior.

Forma de W

Este escenario ofrece una tentadora promesa de recuperación, vuelve a sumergirse en una fuerte caída y finalmente entra en el período de recuperación total de hasta dos años. Esto también se conoce como una «recesión de doble caída», similar a lo que se vio a principios de la década de 1980.

Forma de V

En el mejor de los casos, la fuerte caída de la economía es seguida rápida e inmediatamente por una rápida recuperación hasta su máximo anterior en menos de un año, reforzada especialmente por las medidas económicas y el fuerte gasto de los consumidores.