Gtres

Gtres

El tejido empresarial sigue sufriendo las consecuencias de la crisis económica, y la lenta recuperación tras el estallido de la pandemia. Uno de los peores efectos de la crisis es el cese de la actividad, y es que España acabará el año liderando el incremento de insolvencias de empresas en el mundo, según el Consejo de Economistas, con un aumento del 24% si se compara con el periodo prepandemia.

Pero esto es en términos de porcentaje, porque si se ven lo datos absolutos, España es el país europeo con menor ratio concursal: solo 13 de cada 10.000 empresas presentan concurso de acreedores, por debajo de la media europea que se encuentra en el entorno de 52 por cada 10.000 empresas. Francia ostenta el primer puesto con más de 50.000 empresas en quiebra en 2021. Los datos para España son de unas 4.900.

En las previsiones para 2022, según el estudio, España tardará entre tres y cuatro trimestres más en recuperar el nivel previo a la primavera pasada. Para el próximo año, las empresas españolas seguirán entre los 10 países que sufrirán los mayores porcentajes de aumento de las insolvencias, y se verá adelantado por países como Italia (34%), Reino Unido o Australia (ambos con un 33%).

El Gobierno ha acordado prorrogar hasta el 30 de junio de 2022 la llamada moratoria concursal, que exime de la declaración del concurso de acreedores voluntario a los deudores sujetos a este mandato y suspende la obligación de los jueces de admitir a trámite las solicitudes de concurso necesario de los acreedores.

Cinco Días

Cinco Días