Cinco Días

Cinco Días

El sector bancario lleva años inmerso en una enorme transformación desde el estadillo de la crisis económica y el estallido de la burbuja inmobiliaria en 2008. Los cinco grandes bancos han cerrado la mitad de sus oficinas desde 2012, lo que ha supuesto también el recorte de un tercio de la plantilla.

La transformación digital y la caída del negocio está produciendo un importante ajuste del sector, para intentar ser rentable. La reestructuración de 2012 marcó un antes y un después, marcado por el rescate de Bankia. Desde ese año, los cinco grandes bancos españoles – Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia y Banco Sabadell– han despedido a casi 45.000 empleados, tras cerrar más de 12.000 oficinas.