El precio de la vivienda subió un 6,7% interanual en el tercer trimestre del año. Este incremento medio es el más alto registrado en los últimos 10 años, según los datos del INE. El precio se vio impulsado por la vivienda de segunda de segunda mano, que creció un 6,7%, y por el incremento de las casas nuevas, con un 6,5%. El valor de las casas viene de mínimos históricos entre 2012 y 2013 y suma 14 trimestres consecutivos en positivo.

Durante el pasado verano, los precios de las casas no mostraban un incremento tan alto desde el tercer trimestre de 2007. Entre junio y septiembre de este año, el Índice de Precios de la Vivienda del Instituto Nacional de Estadística subió un 6,7% interanual.

Este aumento de los valores de las casas estuvo impulsado tanto por el precio de las viviendas de segunda mano, que subieron también un 6,7%, como de las casas nuevas, que crecieron un 6,5% interanual.

También hay que contextualizar esta subida que no se veía en 10 años. Los precios de las viviendas vienen de mínimos históricos entre 2012 y 2013. Los precios llevan 14 trimestres consecutivos al alza, desde el segundo trimestre de 2014 y deja atrás casi seis años consecutivos de caídas desde que comenzaron a bajar en el segundo trimestre de 2008.

Por comunidades autónomas, la mayoría aumenta su tasa anual en el tercer trimestre de 2017. Los mayores incrementos se registraron en Baleares, Murcia y Madrid, con subidas de 1,7, 1,5 y 1,4 puntos porcentuales, respectivamente.

Los únicos descensos se produjeron en Castilla-La Mancha, Navarra, Extremadura y La Rioja, con bajadas de seis, cinco, cuatro y cuatro décimas, respectivamente.

Para Fernando Encinar, jefe de estudios de idealista, “los datos, relativos a la situación del mercado durante el verano, muestran que la normalización del mercado era ya una realidad hace unos meses. Desde idealista, observamos con optimismo que ninguna comunidad autónoma registró precios inferiores a los que tenía el trimestre anterior, aunque el proceso de dos velocidades sigue siendo muy claro: sólo Madrid, Cataluña y Baleares tienen crecimientos superiores a la media. De todas maneras, será interesante analizar la evolución del precio en Cataluña en próximas estadísticas oficiales tras la crisis política”.