El mercado laboral ha cerrado un buen septiembre, a pesar de que España está inmersa en la segunda oleada de la crisis del corornavirus.

Según los datos del Ministerio de Trabajo, el noveno mes del año se ha saldado con un descenso del desempleo de 26.329 personas, lo que se traduce en el mejor dato de la serie histórica en un mes de septiembre. A pesar de ello, el paro en España se sitúa en 3,77 millones de personas, frente a los 3,16 millones registrados a cierre de 2019. Es decir, el saldo en lo que llevamos de año arroja un aumento de 612.880 parados.

En septiembre el desempleo se ha reducido en todos los sectores de actividad, con servicios al frente de las caídas (el número de personas en las listas de los Servicios Públicos de Empleo ha bajado en más de 13.000) y con la construcción a la cola de la mejora (con una reducción de menos de 7.700 personas).

Por regiones, los descensos se han impuesto en 13 CCAA, sobre todo en Castilla-La Mancha (-7.687), Madrid (-5.387) y en Comunidad Valenciana (-3.344). En cambio, ha repuntado en Baleares, Asturias, Extremadura y Cantabria (han sumado más de 5.000 nuevos parados).

La mejora de las cifras de paro coincide con el acuerdo entre Gobierno, patronal y sindicatos de ampliar los ERTE hasta el 31 de enero. Una fórmula que, al menos de momento, está frenando la destrucción de empleo en plena pandemia del covid-19. En este sentido, el Ministerio liderado por Yolanda Díaz asegura que el gasto en prestaciones derivadas de ERTE fue de 867 millones de euros en septiembre, un importe que es menos de la cuarta parte del gasto del mes de mayo cuando esta partida alcanzó su máximo valor, mientras que el gasto acumulado en prestaciones por ERTE entre abril y agosto asciende a 10.752 millones de euros.

Aumentan los afiliados

Otro de los datos positivos que ha dejado septiembre es el repunte del número de cotizantes a la Seguridad Social. En concreto, el número medio de afiliados se situó en 18.876.389 personas a cierre del noveno mes, lo que representa un aumento de 84.013 cotizantes respecto a agosto (un 0,45% más).

«Es el quinto mes consecutivo en que el sistema de Seguridad Social suma ocupados (en términos medios) desde el inicio de la pandemia del covid-19. Además,  es la mayor subida en este mes desde que hay registro», asegura el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones. 

La educación es la actividad que ha ganado más cotizantes, mientras que Castilla-La Mancha (2,29%), La Rioja (2,12%) y Madrid (1,15%) han sido las que más cotizantes han conseguido. En el otro extremo de la tabla se sitúan Islas Baleares (-2,58%) y Cantabria (-1,58%), al tiempo que las actividades de los hogares (-6,55%), la hostelería (-3,8%) y las actividades artísticas, recreativas y de entretenimiento (-2,72%) han liderado los descensos.

El Ministerio de José Luis Escrivá también detalla que a cierre de septiembre había 728.909 personas incluidas en un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE), lo que representa 83.529 personas menos que un mes antes. «Este comportamiento implica un retroceso de un 80,29% menos de trabajadores en ERTE por fuerza mayor (605.861) y un 67,83% menos  en el caso de ERTE no fuerza mayor (123.048) respecto a los máximos registrados el 30 de abril. De esta forma, al cierre de septiembre, tres de cada cuatro personas incluidas en ERTE durante la pandemia han salido de esta situación».