Así ha quedado el hotel y el bar del hotel tras la reforma / Gran Hotel Inglés

Así ha quedado el hotel y el bar del hotel tras la reforma / Gran Hotel Inglés

Es el hotel más antiguo de Madrid y se encuentra en el Barrio de las Letras. El majestuoso Gran Hotel Inglés se inauguró por primera vez en 1886. Ahora, después de más de cinco años cerrado para su remodelación, vuelve a abrir sus puertas como un cinco estrellas, de la mano de Hidden Away Hotels. Se ofrece como un hotel-boutique con 48 habitaciones, además de una oferta gastronómica con el restaurante Lobo 8. Tras la reforma, el aspecto del hotel luce la esencia de los años 20 mezclada con las últimas tendencias.

El establecimiento es el segundo de la compañía mallorquina, que se dedica al rescate de hoteles históricos de lujo y volverlas a poner en valor. El primero fue el Posada Terra Santa de Mallorca. En este segundo hotel la restauración ha ido a cargo del estudio de arquitectura e interiorismo estadounidense Rockwell Group, quienes se inspiraron en el art decó de los años 20, aunque no han dejado de lado otros guiños contemporáneos.

El hotel, ubicado en el número 8 de la calle Echegaray, se encuentra en un enclave céntrico, cercano a la Puerta del Sol y el Congreso de los Diputados. Con esta apertura, los actuales propietarios quieren recuperar el esplendor que vivió un día el hotel. “La compra de este edificio ha  sido de lo más difícil que hemos hecho. Varios propietarios, problemas familiares y uno de los edificios okupados cuando lo compramos. Pero al final lo conseguimos”, explica Carmen Cordón, copropietaria del establecimiento.

El hotel dispone de dos comedores privados, una biblioteca llamada Salón de las Letras, un gran gimnasio, una zona ‘wellness’, 48 habitaciones y suites. Estas últimas se han rediseñado espaciosas y algunas de ellas cuentan con una terraza privada o jacuzzi exterior. Entre las suites de lujo una dispone de 125 m2, dos dormitorios, zonas de estar, comedor privado, dos bañeras estilo años 20, entre otros detalles. “Es la suite de lujo más grande del centro histórico de Madrid”, añade Cordón.

El restaurante, por su parte, se ha bautizado como el nombre que antes tenía la calle Echegaray, Lobo, y cuenta con una zona de coctelería que recuerda a esa época que rezuma todo el local tras la reforma. El chef responsable será Willy Moya y dispondrán de una carta tradicional española, además de cocina de vanguardia.

Los propietarios han avanzado que el hotel ya cuenta con reservas formalizadas para mediados de este mes, justo cuando esperan poder inaugurarlo.