Mitma

Mitma

El Gobierno sigue dando más detalles sobre el impacto que tendrán los fondos europeos para la reconstrucción. Y ya ha dado a conocer sus objetivos con los casi 7.000 millones de euros que destinará a la rehabilitación de viviendas y la regeneración urbana.

Según los cálculos del Ministerio de Movilidad, Transportes y Agenda Urbana, esa partida, que será la segunda más cuantiosa de todo el Plan de Recuperación, permitirá llevar a cabo medio millón de rehabilitaciones en viviendas, la construcción de 20.000 nuevos pisos y la creación de más de 180.000 puestos de trabajo. Además, prevé que las inversiones aporten cerca de 13.500 millones de euros al PIB.

En concreto, de los 6.820 millones de euros destinados al plan de rehabilitación y regeneración, «más de 5.500 millones son para crear y mantener un parque público de vivienda para el alquiler social y hacer efectivo el derecho a la vivienda con lo que con el plan europeo podrán financiarse hasta 20.000 viviendas sociales para el alquiler«, explican desde la cartera liderada por José Luis Ábalos, que añade que, entre otras cuestiones, «los programas de la Agenda Urbana y Rural permitirán dar un impulso de casi 2.000 millones de euros a la rehabilitación energética de edificios con un enfoque integral y algunas actuaciones de accesibilidad y habitabilidad en general». 

¿Y cómo se van a repartir exactamente esos fondos? El plan del Mitma es destinar 3.420 millones de euros a la «rehabilitación para la recuperación económica«, distribuidos en 1.994 millones para la rehabilitación integral de edificios, otros 976 millones para la rehabilitación de barrios y otros 450 millones de euros para cubrir las deducciones fiscales previstas.

La bonificación será de hasta el 60% por la inversión en la mejora de la eficiencia energética, siempre y cuando se cumplan unos requisitos.  El Ministerio ha establecido deducciones tanto para los particulares como para las comunidades de vecinos que serán aplicables cuando se reduzcan o bien la demanda de calefacción y refrigeración o bien, el consumo de energías no renovables.

Todo ello forma parte de la partida más cuantiosa dentro del plan destinado a la vivienda. A esos 3.420 millones se suman otros 1.000 millones destinados a la construcción de viviendas de alquiler social (20.000 unidades), y otros 1.080 millones para la rehabilitación de edificios públicos de las Administraciones autonómicas y locales (con una inversión de 480 millones y 600 millones, respectivamente). Los otros 20 millones restantes irán destinados a la implementación de la Agenda Urbana Española.

Dentro de este plan, el Gobierno contempla varias reformas, entre las que destacan la nueva Ley de Vivienda, cuya aprobación se espera para este segundo trimestre del año, una Ley de Calidad de la Arquitectura y del entorno construido y la creación de ventanillas únicas para facilitar la gestión de las ayudas y dar información sobre cuestiones como la financiación y la fiscalidad. También destaca una reforma normativa y de aplicación de instrumentos financieros para mejorar la financiación de las intervenciones de rehabilitación, especialmente en las comunidades de vecinos.

Así ha repartido el Gobierno los casi 70.000 millones de euros que recibirá de Europa, según el documento que trasladó a la Comisión Europa a finales de abril:

!function(){«use strict»;window.addEventListener(«message»,(function(a){if(void 0!==a.data[«datawrapper-height»])for(var e in a.data[«datawrapper-height»]){var t=document.getElementById(«datawrapper-chart-«+e)||document.querySelector(«iframe[src*='»+e+»‘]»);t&&(t.style.height=a.data[«datawrapper-height»][e]+»px»)}}))}();