José Luis Ábalos y Ada Colau

José Luis Ábalos y Ada Colau

Barcelona tendrá más vivienda asequible gracias a un acuerdo con el Gobierno central. El Ayuntamiento de la capital catalana ha anunciado un acuerdo para recibir financiación con la que ampliar el insuficiente parque público de vivienda de alquiler. La alcaldesa, Ada Colau, y el ministro de Transporte, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, han firmado un protocolo por el cual el ministerio se compromete a aportar 71,7 millones de euros.

Gracias a este acuerdo, la ciudad de Barcelona podrá financiar el 16% del coste total de 3.614 pisos repartidos en 54 promociones que ya están en construcción. Según el ayuntamiento, la aportación económica sera directa del Gobierno al ayuntamiento, una fórmula nueva y que por ahora nunca se había puesto en práctica. 

Si bien, el acuerdo debe aun concretarse mediante un convenio cuando se aprueben los presupuestos generales del Estado para el 2021. Ada Colau ha dicho que este acuerdo podría ampliarse en el futuro hasta superar los 100 millones de euros, y ha agradecido el compromiso del Gobierno central.

“Es un cambio histórico. Es una ayuda directa que permite una política real de vivienda en la que el Ayuntamiento se ha sentido solo. La principal competencia en esta materia es de la Generalitat y solo hay dos promociones en Barcelona del Govern. La Generalitat ha destinado 6,6 millones de subvenciones a políticas de vivienda en la capital en cuatro años, lo que supone menos del 1% de lo que invierte el Ayuntamiento. Con la aportación del Gobierno central se pasará al 16%”, explica Ada Colau.  

La alcaldesa también ha recordado que el consistorio ha programado una inversión de 679 millones de euros desde 2015 y ha asegurado que el resultado, con las promociones acabadas, se empezará a ver a lo largo de este mandato. Colau también ha hecho mención a otros problemas como la proliferación de desahucios, para los que la alcaldesa ha pedido una moratoria ampliada. También ha reclamado una apuesta en toda España para fijar límites al alquiler.