subsidio

subsidio

Unsplash

Los desempleados mayores de 52 años que ya cumplan con los requisitos necesarios para jubilarse, a excepción de la edad, pueden solicitar un subsidio de 451 euros al mes mientras encuentran empleo. Además, pueden beneficiarse de este subsidio hasta que tengan la edad de jubilación.

Otro aspecto a destacar es que el subsidio para mayores de 52 años es compatible con la nueva ayuda del Ingreso Mínimo Vital (IMV), por lo que es conveniente comprobar si cumples con los requisitos para solicitarla, aunque estés cobrando el subsidio. ¡Te lo contamos con más detalle a continuación!

¿En qué consiste el subsidio para mayores de 52 años?

El nuevo subsidio para mayores de 52 años sustituyó al antiguo de mayores de 55, y entró en vigor en marzo de 2019. Con respecto al antiguo subsidio, estas son las mejoras que incorpora el nuevo:

  • Reducción de la edad de 55 a 52 años para acceder al subsidio.
  • Este subsidio cotizará para la jubilación, de manera que se incrementa del 100 % al 125 % de la base mínima de cotización.
  • Se eliminará la parcialidad del subsidio, por lo que todos cobrarán el 100 %, es decir, 451,92 euros al mes.
  • Se amplía la edad para poder solicitarlo hasta la edad legal de jubilación, así el trabajador puede optar entre la jubilación anticipada si cumple con los requisitos, o esperar hasta la edad legal cobrando mientras tanto este subsidio.

Requisitos para solicitar el subsidio para mayores de 52 años

Estas son las condiciones para acceder al subsidio de mayores de 52 años vigentes en 2021, y debes cumplirlas todas para optar a la ayuda:

  1. Tener las cotizaciones suficientes para recibir una pensión contributiva de jubilación, pero que no puedan hacerla porque todavía no han alcanzado la edad legal requerida. Para poder pedir este subsidio se exige tener acumulados, como mínimo, 15 años cotizados para la jubilación en cualquiera de los regímenes de la Seguridad Social (autónomo, cuenta ajena, empleado del hogar, etc.), y dos de ellos deben estar dentro de los últimos 15 años.
  2. Contar con 6 años cotizados, como mínimo, dentro del Régimen General. Además, la normativa actual exige tener, por lo menos, 6 años cotizados por desempleo en el Régimen General. Hay muchos desempleados que todavía no han logrado acumular estas cotizaciones, por lo que no pueden acceder a este subsidio. Si es tu caso, tienes otras alternativas, como la Renta Activa de Inserción (RAI) para desempleados de larga duración y mayores de 45 años, o las rentas de inserción de las Comunidades Autónomas, aunque están siendo sustituidas por el IMV (Ingreso Mínimo Vital).
  3. Para optar al subsidio para mayores de 52 años, el solicitante no debe superar los 723,75 € al mes (es decir, el 75 % del SMI en 2021). Además, no se tendrán en cuenta los ingresos del resto de los miembros de la unidad familiar, ni al solicitar el subsidio ni durante su vigencia.
  4. Para solicitar este subsidio debes tener una vía de acceso, que consiste en el derecho a percibir un subsidio. Sin ese derecho, no hay acceso al subsidio de mayores de 52 años. Por lo tanto, si quieres pedir el subsidio y no tienes esa vía de acceso, tendrás que acumular como mínimo 90 días de cotizaciones por desempleo, ya sea con uno o con varios contratos en el régimen general. En la actualidad, el SEPE ha establecido excepciones para aquellos desempleados que tuvieron una vía de acceso en el pasado, de modo que pueden utilizarla ahora sin tener que acumular esos 90 días cotizados. No obstante, si el trabajador en paro ha pasado por periodos superiores a 90 días sin estar apuntado al paro, lo que se conocen como “lagunas”, le exigirán estas cotizaciones de 90 días en el régimen general.
  5. Se requiere que el trabajador desempleado esté inscrito como demandante de empleo. Y es que, aunque este subsidio se extiende hasta la edad legal de jubilación, para solicitarlo se exige que el solicitante esté en búsqueda activa de empleo en todo momento, aceptando además las ofertas de trabajo de los Servicios Públicos de Empleo y los cursos de orientación y formación laboral.

Cómo tramitar la solicitud del subsidio

Como sucede con el resto de las prestaciones y subsidios del SEPE, existen distintas formas de solicitarlo:

  • En la misma oficina del SEPE, de forma presencial y con cita previa.
  • A través de la sede electrónica del SEPE, para lo cual necesitarás el certificado digital, un código de usuario y contraseña, o el DNI electrónico.
  • También desde Internet, accediendo a la web del SEPE y completando el formulario de pre-solicitud.

Puedes descargarte los impresos oficiales desde Internet, así como toda la información que necesites. Por último, si tienes dudas sobre si solicitar la RAI o el subsidio para mayores de 52 años, te informamos de que los requisitos para ambas ayudas son distintos, pero las ventajas del subsidio sobre la RAI son muchas.

Por último, si ya estás cobrando la RAI y también cumples con los requisitos del subsidio para mayores de 52 años, pide cita previa en la oficina de empleo y solicita la reconversión porque, como hemos señalado, las ventajas son numerosas.