España sigue siendo un año más uno de los países europeos donde más va a crecer la inversión en construcción. A pesar de que en 2019 el alza será inferior que en el ejercicio anterior, las previsiones de la Comisión Europea nos sitúan en la novena posición del ranking.

Según los cálculos de Bruselas, la inversión en construcción crecerá este año en nuestro país un 4,1%, frente al 6,2% de 2018, lo que prácticamente supone duplicar el promedio de la UE (2,2%) y bate, una vez más, las estimaciones del mercado. Así, es la única gran economía que está entre los 10 primeros puestos, mientras que Reino Unido, Francia e Italia cierran el ranking, junto con Suecia.

Este país, que durante los últimos años ha vivido un fuerte repunte de los precios y ha protagonizado debates sobre una posible burbuja inmobiliaria, es el único de los Veintiocho donde caerá la inversión en construcción (un 2,7%, según la Comisión Europea).

En la lista encontramos hasta cinco países donde la inversión podría subir en 2019 a un ritmo de doble dígito (Grecia, Chipre, Hungría, Malta e Irlanda), siendo la economía helena, que está a punto de cumplir un año tras el fin del rescate, con un alza esperada superior al 20%. Tras estos países, los mejores resultados los registran Eslovenia, Lituania, Bulgaria, España y Polonia.

Ya fuera del ‘top 10’, pero por encima de la media comunitaria, encontramos a países como Portugal, Países Bajos, Dinamarca o Alemania, mientras que entre los nueve países que están por debajo del promedio se encuentran, además de Suecia y algunas de las mayores potencias, Bélgica, Finlandia y Austria.