Fuente: Arup

Fuente: Arup

Ada Colau firma un acuerdo histórico en Barcelona. El Ayuntamiento de Barcelona y la Junsta Constructora de la Sagrada Familia han sellado un acuerdo que prevé la contribución del patronato en el financiamiento de los gastos que generan las actividades del templo en las arcas municipales. Así, la Sagrada Familia aportará 36 millones de euros al proyecto en los próximos 10 años.

Este dinero se destinará a mejorar los aspectos vinculados a la urbanización, la movilidad, el transporte público y el mantenimiento del espacio público del entorno. Además, las dos instituciones han consensuado los cambios del planeamiento y el plan especial urbanístico necesario para regularizar las obras del tempo y que el patronato pueda solicitar las licencias y permisos pertinentes para finalizar la construcción.

La Sagrada Familia es uno de los edificios más visitados de Barcelona, con más de 4,5 millones de visitas anuales al interior del edificio y veinte millones a sus alrededores. Esta intensidad de uso del espacio público que rodea el templo, así como el transporte público del entorno, ha llevado a que se firme este acuerdo, que ayudará a mejorar los servicios ciudadanos y el mantenimiento del espacio.

En lo que respecta a la reurbanización del entorno, la Junta Constructora contribuirá con cuatro millones de euros a reurbanizar las calles Marina, Provença, Sardenya y Mallorca, que son las que rodean el inmueble.

A lo largo de estos dos últimos años, el Ayuntamiento de Barcelona junto con el patronato, se han redactado los instrumentos legales necesarios para regularizar la situación urbanística del tempo. El objetivo desde un principio ha sido normalizar y actualizar la licencia solicitada al consistorio de San Martí de Provençals en el 1885.

El trabajo conjunto ha permitido formular una propuesta de Modificación del Plan General Metropolitano (MPGM), que tramitará el Ayuntamiento de Barcelona, y otra de la que se hará cargo el patronato, un Plan Especial Urbanístico Integral (PEUI), que recoge las especificaciones del edificio y que deberá tramitar y aprobarse también en sede municipal.