El ladrillo está muy arraigado en España. A pesar de que el estallido de la burbuja se llevó por delante buena parte del tejido empresarial ligado a la construcción y a la promoción inmobiliaria, el sector tiene un peso muy destacado entre las empresas más antiguas del país.

Según los datos de la plataforma de Big Data Corporama, el 20% de las empresas con más de 10 años de trayectoria pertenece a la construcción, mientras que un 12% está vinculado a la promoción inmobiliaria. Por tanto, el ladrillo supone un 32% del total; es decir, una tercera parte.

La principal razón que explica esta importancia del sector en el tejido empresarial más longevo es que el ladrillo fue un pilar fundamental para la economía española durante los años del boom. Sin embargo, y como consecuencia de la crisis, el peso de la construcción ha pasado a un segundo plano para dejar paso a las exportaciones, que representan ya más de un tercio del PIB.

Volviendo al ranking de sectores con las empresas más antiguas, merece una mención especial el comercio mayorista y minorista, que supone el 19% del total. En cambio, el peso de la industria se reduce hasta el 7%, el de la restauración hasta el 6% y el del transporte y las actividades jurídicas y contabilidad hasta el 3%.

“En el conjunto del territorio español, seis de cada diez compañías veteranas tienen como máximo dos trabajadores y facturan menos de medio millón de euros anuales”, recalca el estudio de Corporama.

Los datos de la plataforma también revelan que el renacer del sector inmobiliario también está teniendo un papel protagonista en la creación de empresas. Tras analizar más de 13.000 negocios que se han creado en el primer trimestre del año, la plataforma sostiene que la construcción es el sector que ha empezado con más fuerza el año 2017 al representar el 13%. Le siguen el comercio al por mayor (12%), la restauración (10%) y los negocios minoristas (9%).

“Curiosamente, algunos de los sectores que más crecen ahora en número de empresas coinciden con los que más sufrieron la crisis económica entre 2008 y 2016. Según el informe sobre creación de compañías elaborado por el Consejo Económico y Social de España, el número de sociedades dedicadas a la construcción de edificios se contrajo un 60,3% durante la recesión. Y aunque la construcción y promoción inmobiliaria son los sectores que más concursos de acreedores registraron el año pasado, su evolución es favorable, coincidiendo con la mejora de las condiciones de acceso al mercado hipotecario y el consiguiente repunte de las compraventas de viviendas”, agrega Corporama.

Dónde están las empresas más longevas

En términos generales, las empresas con más años de actividad se concentran en el centro, mientras que las regiones costeras tienen mejores cifras de emprendimiento. En concreto, Navarra y Castilla y León son las regiones con los porcentajes más elevados, al registrar un 61,1% y un 58,64%, respectivamente.

Y no son las únicas autonomías donde más de la mitad del tejido empresarial tiene al menos una década de historia. También se suman a la lista Canarias (57,9%), Extremadura (57,47%) o el País Vasco (56,87%). Por detrás quedan Catalunya (56,75%) y Madrid (56,26%).

Por el contrario, la autonomía que más destaca por la juventud de su tejido empresarial es Islas Baleares, puesto que el 18,55% de sus empresas tienen menos de tres años. Algo parecido ocurre con las compañías de la Comunidad Valenciana (16,97%), Cantabria (16,87%), Andalucía (16,43%) y Murcia (15,67%).