Las leyendas urbanas viajan de boca en boca para tapar la realidad. Una de estas historias relacionadas con el residencial es aquella en la que los españoles deciden vivir cada vez más en pisos pequeños, de menos de 40 m2. Sin embargo, los datos de los Registradores confirman una realidad: casi el 50% de las compraventas realizadas en 2016 fueron sobre viviendas de más de 80 m2, frente a solo un 4% de los minipisos.

2016 ha vuelto a superar las 400.000 compraventas de viviendas anuales, unas cifras que no se veían desde 2011, según la estadística Registral del Colegio de Registradores de la Propiedad. Andalucía, Cataluña, Madrid y la Comunidad Valenciana fueron las regiones que tiraron de las operaciones el pasado año con 78.780 ventas, 67.124, 58.752 y 57.889, respectivamente. Esto supone el 65% del total de transmisiones.

De estas 403.743 operaciones, el Colegio de Registradores ha establecido este porcentaje tomando exclusivamente la vivienda tipo piso. Con ello, alrededor del 50% de ellas eran de más de 80 metros cuadrados, mientras otro 47,3% fueron casas vendidas entre 40 y 80 m2, lo que rompe con ese mito de que los minipisos son una alternativa cada vez más frecuente entre los españoles. De hecho, apenas un 4,03% de las operaciones realizadas fue sobre viviendas de menos de 40 m2.

“El mayor peso de las compraventas de pisos de mayor superficie se produce en aquellas comunidades autónomas con menores precios por metro cuadrado y menor densidad de población”, afirman los registradores en su Estadística Registral Inmobiliaria que publica cada año.

De hecho, las regiones de Extremadura (68,6%), Castilla-La Mancha (67,4%) y Navarra (67,17%) son en las que más peso relativo tienen los pisos de más de 80 m2 sobre el total de ventas en la comunidad autónoma.

“Mientras que los mejores resultados de los pisos de menor tamaño se presentan en las comunidades autónomas con mayores precios por metro cuadrado, con más densidad de población o con restricciones geográficas”, añaden los registradores. Por eso, en Canarias (13,75%), Baleares (6,83%), Comunidad de Madrid (5,23%) y Cataluña (4,43%), el peso relativo de los pisos menores de 40 m2 fue más alto, por encima de la media nacional del 4%.

En los archipiélagos, no solo hay que tener en cuenta la densidad y la escasa geografía sino también el mayor peso de las transacciones de apartamentos y pisos en sus grandes zonas turísticas, que de media no superan los 40 m2.

En relación al año 2015, el peso relativo de los pisos de menos de 40m2 se ha mantenido prácticamente estable, con un ligero incremento del 0,32%, al que se ha unido en positivo la evolución de los pisos entre 40 y 60 m2 en un 0,48%. Por otro lado, el peso de los pisos de 60 a 80 m2 y de los de más de 80 m2 han caído un -0,38% y un -0,42%, respectivamente.

“Los pesos de las distintas agrupaciones de pisos según superficie mantienen una notable estabilidad, dando lugar a mínimas diferencias interanuales”, concretan los registradores.

Preferencia por los pisos grandes desde hace décadas

A lo largo de los últimos 14 años, no se han producido modificaciones destacables en esta tendencia. Los pisos de más de 80 m² se mantuvieron por encima del 50% hasta 2013, cuando su peso relativo descendió entre el 48% y el 50%.

Los pisos entre 60 y 80 m² se mantienen estables por debajo del 30% desde hace bastantes años, aunque sí que rozan este porcentaje más en los últimos años que en plena burbuja.

Por su parte, los pisos de 40 a 60 m2 tienden a una ligera subida, pero siempre rondando el 18% de las compraventas.

Finalmente, los pisos por debajo de los 40 m² han superado ligeramente el nivel del 4%, dando lugar a una mínima tendencia ascendente en los últimos años.

Así está la actual oferta de viviendas a la venta

Y así parece que va a seguir esta tendencia en los próximos años. De hecho, y según la oferta de viviendas a la venta en idealista, el marketplace inmobiliario de España, el 60,7% de la actual oferta corresponde a viviendas de más de 80 m2, frente a apenas un 1,8% de pisos de menos de 40 m2.

La tendencia vuelve a subir cuanto mayor es el tamaño de la vivienda a la venta. Los pisos de 40 a 60 m2 acaparan el 11,1% de la oferta, mientras los pisos de 60 a 80 m2 son el 26,4% del total de casas a la venta en idealista.

Los datos por comunidades también reflejan la tendencia que se lleva produciendo en los últimos años. Madrid (2,8%), Canarias (2,7%) y Cataluña (2,5%) son las regiones que más pisos de menos de 40 m2 tienen a la venta actualmente, en relación al peso relativo de estas viviendas sobre el total de la oferta en cada zona.