Fuente: Bankia

Fuente: Bankia

Bankia y BMN han aprobado hoy su fusión. Una operación propuesta en marzo por el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (Frob), que participa en el capital de estas entidades que en el pasado recibieron ayudas públicas. 

Esta mañana, el banco presidido por José Ignacio Gorigolzarri ha detallado los términos en los que se materializará la absorción de BMN, entidad a la que ha valorado en 825 millones de euros. El proceso conlleva un canje de acciones entre ambos, cuyo canje se ha definido en un título de Bankia por cada 7,82 de BMN. Como consecuencia, los accionistas actuales de la entidad pequeña tendrán un 6,67% del capital de la nueva Bankia, que ha sido bautizada como Bankia PF.

La fusión consolida a Bankia como la cuarta entidad financiera del país, reforzando sus activos totales (pasa de 184.000 millones a 223.000 millones), sus préstamos netos a clientes (de 104.000 a 125.000) y su volumen de depósitos (de 104.000 a 135.000).

Además, la nueva Bankia seguirá siendo la entidad española con menos exposición al crédito promotor con un peso del 1,5%. También se sitúa en los últimos puestos en lo que se refiere a activos adjudicados, que solo representan el 1,4% de su cartera. 

Ahora bien, la intención del banco es entrar en el préstamo a promotores a partir de enero, justo cuando acaba el plan de reestructuración que le impuso Bruselas tras su rescate. Así lo confirmó la semana pasada José Ignacio Goirigolzarri en el marco de unas jornadas celebradas en Santander.